Apoyo a personas con X Frágil para su inserción sociolaboral (PREMIADO)

El proyecto tiene como objetivo promover la inserción sociolaboral de las personas con síndrome X Frágil mediante el entrenamiento de habilidades y competencias necesarias para la formación y el empleo.

Desde el trabajo que realizan las entidades de la Federación Española del Síndrome X Frágil, se ha demostrado con evidencias y años de experiencia que los apoyos específicos a personas con síndrome X Frágil (SXF) son la clave para desarrollar habilidades necesarias para conseguir una vida plena, autónoma, con presencia y participación social.

Metodología

  • Individualización. Como norma general los programas de actuación serán individualizados según las características particulares de cada persona y de común acuerdo entre familia, profesional y participante.
  • Flexibilidad. Los objetivos podrán modificarse a medida que se vayan consiguiendo los hitos planificados. Se entiende que es un trabajo de largo recorrido, con actividades repetitivas y prácticas donde el tiempo no es un impedimento para la consecución del objetivo, sino todo lo contrario: cuanto más prolongado sea el apoyo, mayor alcance.
  • Apoyo en los entornos naturales. Los apoyos se realizan en los contextos donde se desenvuelve la persona, en este caso sería el entorno laboral o el espacio de formación.
  • Trabajo en red. La persona de apoyo hace de nexo de unión entre los agentes principales en la vida de la persona, de manera que las personas de referencia en el entorno laboral, la familia y otros, están en comunicación y coordinados para facilitar el desarrollo de la persona con X Frágil.

Se realizan sesiones semanales en las que un facilitador o facilitadora trabaja con la persona con X Frágil para entrenar competencias necesarias en el mundo laboral enfocadas en tres líneas de actuación:

  • Apoyo en la búsqueda de itinerarios formativos.
  • Apoyo en la búsqueda de empleo.
  • Apoyo en el lugar en el que la persona trabaja -metodología ECA (Empleo Con Apoyo)

Las habilidades y competencias a trabajar son:

  • Resolución de problemas
  1. a) Afianzar estrategias básicas de resolución de conflictos.
  2. b) Aprender a resolver por sí mismo los problemas más sencillos relacionados con sus tareas del día a día.
  3. c) Identificar las personas a las que puede o debe pedir ayuda para resolver un conflicto.
  • Habilidades comunicativas y de interacción:
  1. a) Respetar las normas internas y de convivencia en el entorno laboral.
  2. b) Conocer y desplegar las normas sociales que le ayuden a ajustarse adecuadamente al
  3. c) Proporcionar estrategias para resolver dificultades en las interacciones.
  4. d) Aprender o desplegar habilidades comunicativas relevantes como la expresión de necesidades o la asertividad ( aprender a decir que no).
  • Organización y planificación:
  1. a) Aprender estrategias para la organización y gestión de las diferentes tareas, prioridades o demandas laborales.
  2. b) Realizar una adecuada planificación de los desplazamientos al trabajo, vestimenta, alimentación, y cualquier otra rutina relacionada con las obligaciones laborales.
  • Autorregulación:
  1. a) Mejorar en la gestión de las emociones, en especial aquellas que puedan suponer un problema para la persona, tales como inseguridad, frustración, ansiedad, enfado, etc.
  2. b) Dotar a la persona de estrategias que faciliten su adecuación emocional al puesto de trabajo.
  • Competencias técnicas específicas:
  1. a) Mejorar el desempeño de la persona en aquellas competencias necesarias para el desarrollo de su trabajo, como por ejemplo manejo de las TIC o tiempo y agenda.

Asociación Síndrome X Frágil Madrid

La Asociación Síndrome X Frágil de la Comunidad de Madrid (ASXFM) es una entidad sin ánimo de lucro creada en 1998 y declarada de Utilidad Pública por el Ministerio del Interior en 2018.

Tiene como fin mejorar la calidad de vida de las personas con síndrome X Frágil y sus familias. En este sentido, su actividad se centra en tres áreas principales:

  1. Orientación, información y acompañamiento a familias y a profesionales.
  2. Sensibilización, formación y divulgación sobre el síndrome X Frágil. Apoyo a la investigación.
  3. Programas de apoyos personalizados y específicos para personas con X Frágil.